San Walabonso

San Walabonso

Una familia emigrante

En el año 1262, tras un asedio de nueve meses, el rey castellano Alfonso X el Sabio conquistó y sometió la ciudad de Niebla, que estaba ocupada por los musulmanes desde el año 713. En el asedio se utilizó por primera vez en Occidente la pólvora con fines bélicos, al emplearse para accionar unos primitivos cañones.

En Niebla, en la época de la dominación musulmana, nacieron los hermanos Walabonso y María, que son venerados santos por la Iglesia, pues murieron mártires por su fe en Cristo.

Se cuenta que su padre, de linaje no humilde, tomó una esposa de origen árabe y religión mahometana, y consiguió purificarla del error de toda su impiedad y la consagró a la fe de Cristo. Tras la conversión de su mujer, tuvo que emigrar de la antigua Elepla al no poder habitar con su esposa conversa. Se encaminó prófugo a través de diversos lugares, hasta que, con la dirección divina, llegó a la ciudad de Froniano, que, situada en la serranía cordobesa, dista doce millas de Córdoba por su parte occidental, acompañándole su mujer y sus dos hijos que había tenido de ella, es decir, Walabonso y María. Allí sustentaron su vida según sus fuerzas. Y en Froniano, aquella mujer que había sido arrancada de las fauces de los lobos, algún tiempo después descansó en el Señor perseverando en la fe cristiana. El padre de los futuros mártires, muerta su mujer, conquistó en medio de los sarracenos el estrechísimo sendero de la vida perenne confesando su fe y deleitándose con los goces celestiales que el Señor ha prometido a sus fieles.

En el Monasterio de San Félix

Al morir su madre con señales de predestinación, Walabonso, ingresó en el monasterio de San Félix, situado en el mismo Froniano. Al mismo tiempo, su hermana se fue al convento de Cuteclara, no muy lejos de Froniano.

El padre de Walabonso, con el fin de que su hijo fuera educado en las reglas eclesiásticas y se añadiera al clero del Señor, se lo entregó al sacerdote Salvador, de santa memoria, quien entonces gobernaba con su preclara dirección el monasterio de San Félix. Allí, el joven Walabonso progresó grandemente en el temor de Dios por la gracia del Espíritu Santo. Pasando por los grados eclesiásticos, Walabonso es ordenado diácono, y es destinado al servicio espiritual de monasterio de la Santa y Gloriosa Virgen María, en la aldea de Cuteclara, donde estaba su hermana María.

Martirio

Un día, viendo que Cristo era insultado por los mahometanos, Walabonso se presentó al cadí para defender a su divino Redentor. Pocos días después, su hermana María se llena de júbilo y de dolor fraterno al enterarse que el domingo 7 de junio del año 851, el alfanje ha segado la cabeza de su santo hermano.

Walabonso fue coronado con la palma del martirio junto con otros cinco santos mártires, que a saber son: el sacerdote Pedro, natural de Écija; Sabiniano, monje de edad madura, originario de Froniano; Wistremundo, joven valeroso de Écija; Habencio, noble ciudadano cordobés, de edad avanzada; y Jeremías, hombre noble y rico, varón dotado de suma reverencia y temor de Dios.

Los seis mártires dijeron casi al unísono al juez que les juzgaba: También nosotros, juez, permanecemos bajo la misma confesión por la que han caído hace poco nuestros santísimos hermanos Isaac y Sancho. Ejecuta tu sentencia, acrecienta tu crueldad y arde con todo tu furor en venganza de tu profeta, puesto que confesamos que en verdad Cristo es Dios.

Tan pronto como los santos de Dios hicieron esta confesión con animoso espíritu, al instante se ordenó que fueran degollados. Y así recibieron la palma del martirio.

Poco tiempo después del martirio de San Walabonso, una religiosa del convento de Cuteclara contó a María, la hermana del mártir, que Walabonso se le había aparecido y le había dicho estas palabras: Di a mi hermana que cese de llorar por mí, y que pronto estará conmigo en el Cielo.

La Iglesia venera la memoria de San Walabonso y sus compañeros mártires el día 7 de junio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s