Día 2 de mayo

2 de mayo

Memoria obligatoria de san Atanasio

Memoria de san Atanasio, obispo y doctor de la Iglesia, el cual, preclaro por su santidad y doctrina, en Alejandría de Egipto defendió con valentía la fe católica desde el tiempo del emperador Constatino hasta Valente, por lo cual tuvo que soportar numerosas asechanzas por parte de los arrianos y ser desterrado en varias ocasiones. Finalmente, regresó a la Iglesia que se le había confiado, donde, después de haber luchado y sufrido mucho con heroica paciencia, descansó en la paz de Cristo en el cuadragésimo sexto aniversario de su ordenación episcopal. (373) (Martirologio Romano).

*****

Persecución religiosa en México en el siglo XX

La Constitución mexicana de 1917 instauró la educación laica obligatoria, prohibió el derecho al voto a los clérigos y religiosos, el establecimiento de órdenes religiosas y todo acto de culto privado. Además, perpetuó la confiscación de los bienes de la Iglesia e impidió la existencia de colegios de inspiración religiosa y de conventos…

En 1926, el presidente Plutarco Elías Calles sancionó una ley -la Ley Calles– que agravó la represión contra los católicos, provocando la protesta del mexicano, que el 31 de julio de ese año ordenó la suspensión del culto público en toda la República. En agosto se desató la guerra cristera que se prolongó hasta 1929 y que tendría rebrotes en la década siguiente. Más de 30.000 cristeros murieron por su fe, y muchos más fueron los mexicanos que sufrieron persecución y martirio. En noviembre de 1926, el papa Pío XI denunció esta persecución religiosa en su encíclica Iniquis afflictisque.

En la citada encíclica se lee: Los gobernantes de la República mexicana, con su despiadado odio contra la religión, han continuado urgiendo sus malos preceptos con más acritud y fiereza; puesto que fortalecido el clero y la multitud de los católicos por la más abundante efusión de la gracia divina para resistir pacientemente, han dado de sí tal ejemplo y espectáculo, que nosotros mismos con un solemne de la autoridad apostólica lo colocamos a la luz de todo el orbe católico con toda razón y justicia. (…) Ya casi no queda libertad ninguna a la Iglesia (en México), y el ejercicio del ministerio sagrado se ve de tal manera impedido que se castiga, como si fuera un delito capital, con penas severísimas. (…) Algunos adolescentes -cómo contener las lágrimas al pensarlo- se han lanzado a la muerte con el rosario en la mano, al grito de ¡Viva Cristo Rey! Inenarrable espectáculo que se ofrece al mundo, a los ángeles y a los hombres.

*****

Anécdota

Fenelón, obispo francés y buen orador y escritor religioso, escribió un libro titulado Explicación de las máximas de los santos. Este libro fue condenado por Roma, pues contenía algunos errores doctrinales. Cuando Fenelón se enteró de la condena de su libro, leyó él mismo desde el púlpito la decisión pontificia, sometiéndose humildemente a ella. Y cuentan que mandó construir una custodia en cuya peana dos ángeles pisaban varios libros, uno de ellos con el título de su obra.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s